Hall de entrada

Qué importante la primera impresión al entrar en una casa. En un solo vistazo puedes descubrir mucho sobre las personas que la habitan. Si les gusta o no su casa, si la cuidan, si les gusta el arte, o el orden, o el caos… Si acogen, invitan. Nuestra casa dice mucho de nosotros mismos y el hall de entrada es  esa primera imagen que recibe el que nos visita.

Os presento algunas de las mejores fotografías que he encontrado:

 

Impresionante propuesta ésta de AD que invita a usar el color con valentía. El resultado, espectacular!

a84d8c4405d489dcba40049e9592d5de

 

 

Y qué me decís de este suelo espectacular, diseño de Miles Reed?

Habitualmente el hall no es un espacio demasiado grande, así que cabe la posibilidad de poner un suelo un poco mejor que en el resto de la casa sin gastar demasiado.

Lo mejor de éste es que está pintado sobre la madera pero el efecto es de mármol… buen truco.

2def

 

 

Este damero en blanco y negro es un clásico infalible. Eso sí, más bonito si lo encuentras de derribo.

3def

 

 

Maravillosamente logrado este hall de Pablo Paniagua con un tapiz y unas columnas fabulosas. Qué bien mezcla todo!

4def

 

 

Y para terminar, cosas más normales, para los que no tenemos tantos metros ni tantas piezas buenas…

Una bonita banqueta de latón (el latón arrasa) tapizada en un color neutro y una pareja de litografias bien enmarcadas. La cebra siempre le da un toque…

5def

 

 

Otro banco, por supuesto de latón, en el apartamento parisino del nuevo genio francés de la decoración, Jean Louis Deniot. Me encanta todo lo que hace! Aquí podéis ver también otra de las grandes tendencias en la decoración actual: el mármol blanco. Últimamente en cada casa buena que veo. Os enseñaré mil ejemplos cuando hablemos de los cuartos de baño. Hay un tipo de mármol, del que oí hablar a una amiga neoyorquina por primera vez hace años, llamado Calacata oro, que es una auténtica maravilla.

6def

 

 

Y ya el gasto mínimo…pero qué bonito!

7def

La semana que viene más: EL SALÓN

 

 

 

 

 

 

 

3 Comentarios

  1. María luisa
    27/01/2014 at 15:18 · Reply

    Mu bonito post…….me encantan los bancos de latón!!!!!!!

  2. 30/01/2014 at 10:09 · Reply

    “Calacata oro”, nada más que el nombre merece la pena.

  3. Alvaro
    05/10/2014 at 23:48 · Reply

    Muy bonito post, solo le veo una pega y es el hall de Pablo Paniagua (visto en el Nuevo Estilo 20/08/2013) una falta de sensibilidad artística, pues dicho tapiz es un tapiz flamenco del siglo XVII, una autentica joya de mas de tres siglos de antigüedad en la que sus creadores, tanto el pintor cartonista sobre el que se tejió como las expertas manos de artesanos que emplearon innumerables horas en el mismo se merecen un mayor respeto.
    Un tapiz como este no ha sido creado para ser usado cual mantel, arrugado y arrastrado por el suelo, ha sido creado para ser una obra de arte por si misma y como tal tiene que ser observado y querido, pues cada tapiz de esta categoría es único.
    Me parece una frivodad esta composición, tanto por los dueños como por el autor Pablo Paniagua, uno por sugerirlo y los otros por aceptarlo.

Deja un comentario

abrir